lunes, 9 de agosto de 2004

¿Por qué las lágrimas son saladas?

Una explicación

LágrimasHace muchos, muchos años, ciertos pueblos guerreros y particularmente crueles con sus enemigos prisioneros, introducían sal en sus heridas, para mayor sufrimiento.

La vida, esa guerra que todos acabaremos perdiendo, llena de múltiples batallas cruentas o incruentas, pero batallas al fin, unas veces aparenta que salimos airosos y otras derrotados. La esencia, en la victoria y en la derrota, es el renacimiento interior, que nos impulsa a seguir la lucha y nos vuelve a dar fuerzas para el próximo combate.

Cuando creemos que ganamos, pues todo es ilusión, el optimismo eleva el espíritu y todo es maravilloso. ¡Ah, pero cuando nos derrotan!. ¿Y cuantas derrotas no llevamos acumuladas?, el espíritu se achica y la vida es un duro y alto muro ante nuestros ojos.

Pero he ahí la magia de las lágrimas, surgen de dos manantiales profundos, del fondo del corazón roto, para con su caudal arrastrar la sal que, en nuestras heridas habían introducido la crueldad, el dolor y el desengaño.

Lavan nuestros ojos, los limpian y transparentan la mirada, que ya puede ver al otro lado del muro, que, mágicamente, se ha transformado en aire puro y camino esperanzado.

¡Hasta la próxima batalla!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Anímate y expresa tu opinión:

Emoticones