martes, 1 de junio de 2004

Dependencias

El tabaco

Un pitilloEl 31 de Mayo último, fue el día sin tabaco.

Reconozco mi dependencia de esta planta. Una vez, hace varios años, dejé el tabaco. Estuve siete años sin fumar. De 80 pasé a 110 kilos, naturalmente volví al vicio.

Hoy ando en los 85 kilos, más o menos.

Cuando tengo pasta, compro y fumo como un carretero, cuando no, hago cura de salud. Así de fácil.

Me estoy planteando dejar otras dependencias, que pueden dañar gravemente mi salud mental.

La tele, casi no la veo.
La radio, solo programas escogidos.
La prensa, a pesar de ser un lector empedernido, cada día que pasa, solo me sirve El País, La Voz de Galicia y poco más, el resto no puedo con él.
Los libros, cada vez leo más.
La amistad, escasea.
Las mujeres, me atraen pero yo a ellas no.
El lujo, no está a mi alcance.
El dinero, no tengo.
La vanidad, la justa.
La envidia, no la conozco.
La ira, ya pocas cosas me irritan.
La esperanza, soy un iluso.
La caridad, existe.
La fe, la perdí de chaval.
La soledad, ya es una amiga.
La política, hay de tó.
El trabajo, misión imposible.

Como podéis comprobar, no tengo demasiadas dependencias. El tabaco me hace compañía, es un viejo amigo y a los amigos se les respeta, a pesar de no gustarte algunas cosas que tienen.

1 comentario:

  1. Hola soy MIMICHA,tambien ex adicta a todo lo que tu comentas e incluso el tabaco...lo abandone hace 6 años..y estoy de acuerdo en todas tus aclaraciones.lo unico que a mi no me gustan las mujeres..jajaja! bueno van saludos y te comentare mas por mail.

    ResponderEliminar

Anímate y expresa tu opinión:

Emoticones